La Barrera mucosa de protección gástrica

Todas las sustancias y factores que participan en la protección e integridad de la mucosa en el medio ácido del estómago se denominan “barrera mucosa”. Los factores son diversos y comprenden mayoritariamente tres tipos de procesos, siendo las principales amenazas de destrucción: la infección por Helicobactger pylori y la administración de antiinflamatorios no esteroideos (AINEs).



Capa Gelatinosa: moco y bicarbonato

El moco es un gel denso y viscoso que está compuesto por glicoproteinas que conforman una capa más o menos homogénea de unos 2 cm de grosor y que recubre la superficie de la mucosa con el fin de proteger la integridad de la misma. El moco también ayuda a retener el agua e hidratar y lubricar la mucosa. Ahora bien, para que se de la secreción de bicarbonato en la membrana de la células epiteliales se necesita que el CO2 que proviene de la circulación sanguínea se intercambie por un ión H+. Así, se secreta ácido y dentro de la célula se forma bicarbonato. Este bicarbonato queda retenido en la parte interna de la capa de moco y lo que hace es neutralizar el ácido (los iones H+) que puedan volver a la célula y esta es la explicación de porqué las células más cercanas a las secreciones ácidas que recubren el estómago no padecen alteraciones.

Mucosa Gástrica

De hecho, se crea un gradiente de pH, que va desde el ácido en la parte más luminal del estómago hasta un pH casi neutro en la superficie de la mucosa, protegida por la capa dual moco-bicarbonato.

Flujo Sanguíneo en la Mucosa Gástrica

A pesar de que la sangre aporte los nutrientes y los metabolitos necesarios para llevar a cabo los procesos de secreción y reparación de mucosas, también contribuye a su protección mediante un mecanismo de flujo. Es decir, el aumento del flujo sanguíneo hace que los agentes que puedan ocasionar lesiones cerca de la mucosa sean contrarrestados. Asimismo, si el flujo desciende es muy probable que los agentes de tipo ulcerogénicos actúen ocasionando lesiones en la mucosa gástrica.

Estómago por dentro

Reparación celular de las células epiteliales

Cuando existe algún tipo de lesión en la mucosa, la restitución celular es el mecanismo por el cuál las células epiteliales que están próximas a las que están lesionadas o dañadas o que han padecido una exfoliación, migran  hacia esa zona para remplazarlas si existe el flujo sanguíneo adecuado. Esta reparación se puede hacer en un tiempo que comprende los 30 minutos hasta las 4 horas aunque si el medio es demasiado ácido, la restitución no se dará correctamente e incluso puede quedar inhibida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *